Oración Poderosa de Sanación para los Enfermos



Gozar de buena salud es una de las bendiciones más gratificantes que los seres humanos podemos experimentar, de allí que te presentemos la oración de sanación de cada día, y en cada momento de tu jornada, para que sientas que con la ayuda divina puedas salir de este malestar que tanto te aflige.



Con la práctica de la fe, y de cada una de las plegarias que vamos a presentarte, vas a lograr sentir una paz espiritual que te dará la fortaleza necesaria para afrontar con más entereza esta situación de quiebre de salud. Sé una persona de fe, que la espiritualidad incide más de lo que crees en la salud física.

Oración de sanación para los enfermos

oración de sanación para enfermos

Cuando una enfermedad muy grave afecta a una persona, la vida empieza a pasar ante sus ojos. Llega el arrepentimiento por los pecados y faltas cometidas, y llega también el acercamiento a Dios. Por eso puedes recitar esta plegaria al Señor en cualquier momento del día, para tener fortaleza y pedir por la sanación milagrosa:

Siento que llega el final, Señor

y a ti acudo en busca de misericordia.

No quiero alejarme de mis seres queridos,

no quiero alejarme de tu sendero.

Ayuda a este cuerpo a levantar cabeza,

a levantarme de la cama,

a ser guiado por la luz de tu gloria

para salir adelante y ayudar a otros necesitados.

He cometido faltas, Padre;

he sido un pecador,

pero hoy me arrepiento y en este cuerpo maltrecho por la enfermedad

he aprendido a valorar el regalo prometido de la vida eterna.

Dame la salud, Señor,

por favor dame la paz corporal

y que sea tu voluntad la que se cumpla en mi libro de la vida.

Si es este mi cierre de capítulo,

dame la sabiduría para dejarme ir,

sabiendo que voy guiado a tu luz,

pero dame la oportunidad de sanar



y de disfrutar de la belleza de la vida que le has dado a tus hijos,

a los hombres.

Cura este cuerpo mortal, Padre santo,

y dale a mi alma la vida eterna.

Amén. 

Oración para pedir la de curación de un familiar

El santo al cual puedes acudir para pedir por la sanación de un familiar o de una persona apreciada es san Pantaleón. En estos casos es ideal que uses una estampa del santo y con la luz de una vela blanca frente a ti debes recitar:

Alabado médico de los más menesterosos, san Pantaleón.

Acudo a ti en este momento

para pedir por la salud de (mencionas a la persona enferma).

Su cuerpo resiente los estragos de ser mortal,

pero su alma es firme

y sabe que la vida eterna le espera en los brazos del Santo Padre.

Pido porque él y los enfermos en el mundo

hallen la paz espiritual que necesitan

si el plan de Dios en sus vidas ha llegado a término final.

Curar es tu sabiduría,

y solo Tú sabrás si es adecuado dar la paz corporal

a quienes más lo necesitan.

Dales la paz,

alabado san Pantaleón. 

Oración a la Virgen de los enfermos

La Virgen de los quiebres de salud es nada más y nada menos que la Virgen de Lourdes. A ella debes acudir cuando deseas la curación personal o de un ser querido. Repite estas palabras ante una estampa de Nuestra Señora:

Madre mía y madre de Jesús,

amable señora redentora de los más necesitados.

Ven en mi auxilio

y dame la misericordia para sanar de esta enfermedad

que no me deja dar lo mejor a mis amados

y me impide alabar en hoc corpus al Señor nuestro Dios.

Este cuerpo imperfecto se quiebra cada día,

en tanto mi alma perfecta solo piensa en alabanza y vida eterna.


Tú que puedes hacer el milagro de la sanación,

ven a mi alma necesitada

y dame el auxilio que necesito,

mi señora amada.

Amén. 

Curar el cuerpo empieza por la paz del alma. Ora cada día con fe y pide la paciencia sabia de esperar los favores recibidos.

¿Cuánto tiempo decir la oración de sanación?

Las oraciones de sanación deben decirlas todos los días en la mañana y pedir con fe para la sanación de la persona. Una vez curado puedes decir todos los días la oración de agradecimiento por regresar la salud de esa persona.

 

 


Loading...

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.