Oración Poderosa Al Justo Juez Para Protección y Más



Orar en beneficio y por las mejoras de nuestras vidas y las de nuestros seres amados es una tarea que hacemos todos los días con fe, con la certeza de que el Señor nos escucha y que su hijo, nuestro Cristo redentor nos ilumina el camino. Descubre con nosotros la oración al Justo Juez para que logres estar bajo su protección, bajo su manto de gracia y de bondades para nuestra vida.



Para quienes no saben a ciencia cierta de quién se trata el Justo Juez vale recordar que se trata del hijo del Padre, del hijo de Dios, nuestro señor Jesucristo, Dios hecho hombre a través de su hijo y que nos liberó del pecado dando su vida a los hombres faltos de fe. Con orarle cada día podrás fortalecer tu vida en muchos aspectos.

Oración al Justo Juez para estar protegidos

oración del justo juez

Para pedir la protección del hijo de Dios es ideal tener al alcance de la mano una imagen o estampa de Jesús. También es ideal tener una o dos velas blancas, que destinarás en un rincón para hacer una especie de altar pequeño de alabanza en el hogar. Hecho esto he aquí los versos a recitar:

Justo Juez,

hijo de María y padre de la libertad de pecado de todos los hombres.

Venciste a los demonios más poderosos

cuando caminaste entre los hombres

y puedes vencer todo mal con tu infinito poder

recibido de

Dios padre. En este día te pido para que alejes de mi vida todo lo malo

y me des un manto de protección

que me permita caminar con confianza



y emprender cada tarea

con la seguridad de que siempre estás a mi lado.

Protege mi alma y mi cuerpo;

mi alma para entrar en la vida eterna,

aléjame del pecado mortal;

y mi cuerpo para disfrutar de lo hermoso de la vida

que Dios ha forjado para mí y para todos los hombres.

Te pido de rodillas, señor Jesucristo,

y te ruego protección para mi hogar,

para mi familia

y para la Humanidad,

con miras a un mundo mejor,

lleno de alabanzas a Dios padre.

Amén. 

Oración al Justo Juez para estar bien de salud

Cuando la salud flaquea a veces flaquea también nuestra fe, pues sentimos que el mundo se nos viene abajo, más cuando se trata de graves enfermedades, de esas capaces de postrar nuestros cuerpos en cama. La oración que recitar es:

Señor hijo del Padre universal,

Tú que puedes hacer que los enfermos sanen,

Tú que traes de la vida a Lázaro ante el dolor de sus seres amados.

Tú, cuyo manto es sanador

puedes curar este cuerpo maltrecho

que se queja y padece de esta enfermedad.

Te ruego Justo Juez porque me des la paz corporal que tanto anhelo.

Dame la oportunidad de sentir la salud correr por mis venas nuevamente

y de preocuparme solo por brindar amor a mis seres amados,

alabanza a Dios padre

y buenas obras a mis hermanos,

a los enfermos y a los más necesitados.

Tú que todo lo puedes,

escucha mi petición de salud, Maestro,

y dame la paz que tanto te pido.

Amén. 

¿Cuántas veces decir la oración?

Todos los días en la mañana, antes de salir de casa o al despertar para recibir la bendición de la mañana. Las oraciones siempre son recomendables hacerla rutina al igual que comer, ya que con estas plegarias estarás protegido todos los días a cada momento.

 

 



Loading...

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.